Opinión de don Santiago Baraona

Palabras del Director: Celebramos el día del libro 2019 junto a todo el Colegio

23 de Abril de 2019

Estimados profesores y alumnos:

Hoy se celebra a nivel mundial el día del libro. En 1996, la UNESCO  –un organismo que vela por la paz en el mundo- escogió el día 23 de abril, debido a que es el día (y en el mismo año de 1616) en que murieron dos de los grandes genios de la humanidad: Cervantes y Shakespeare. Con la conmemoración se buscaba fomentar la lectura, la industria editorial y la protección del trabajo intelectual. 

Siempre se habla en estas ocasiones -y con justa razón- sobre la importancia del libro, pero quizá no se destaca con el mismo énfasis la importancia del trabajo intelectual y su protección que también se celebran hoy. Precisamente sobre esto diré unas pocas palabras. 

"El trabajo intelectual es valioso en sí mismo. Más allá de si se logra algo, el hecho de leer, pensar e investigar es valioso porque es connatural al hombre querer conocer y saber más"

El trabajo intelectual significa sacrificio: desde el niño que estudia sus materias para una prueba hasta el filósofo que especula sobre las realidades más profundas o el científico enfrascado en una teoría que quizá haga una diferencia positiva para la humanidad. El trabajo intelectual, la mayoría de las veces no es vistoso ni espectacular. Son horas que a veces redundan en un fracaso siempre aleccionador. A veces se estudia mucho y el resultado no es el esperado y eso lo saben muchos alumnos, profesores e investigadores. Por otra parte, muy pocos logran el premio de salir del anonimato social y profesional. Hace poco se fotografió por primera vez un agujero negro a miles de años luz de nuestro planeta. Para lograrlo hubo mucho trabajo intelectual de muchas personas anónimas. Pero en los medios vemos a una sola, quizá un par. Sin los otros cientos de científicos cuyos nombres desconocemos no estaríamos contemplando una de las imágenes más increíbles de los últimos años. 

El trabajo intelectual es valioso en sí mismo. Más allá de si se logra algo, el hecho de leer, pensar e investigar es valioso porque es connatural al hombre querer conocer y saber más. Estamos diseñados para ello. 

El trabajo intelectual enseña humildad para reconocer lo que no se sabe, autoconocimiento para saber de los propios límites, enseña paciencia, laboriosidad… y algo muy importante: Honestidad… Por eso hoy se celebra la protección de los Derechos de Autor. Eso significa que nadie puede usar un libro o trabajo de otro, total o parcialmente, para hacerlo pasar como propio. Es un delito con penas cada vez más severas, porque es injusto que lo que costó esfuerzo sea usado por otros a nombre de su propio e inexistente mérito. Por este motivo el Colegio Tabancura, dentro de su plan de Integridad Académica, ha estado ordenando y regulando el sistema de citas y uso de la propiedad intelectual en los trabajos que realizan sus alumnos. Se busca con esto que no se cometa una injusticia bajo la excusa de la ignorancia.

"El trabajo intelectual significa sacrificio: desde el niño que estudia sus materias para una prueba hasta el filósofo que especula sobre las realidades más profundas o el científico enfrascado en una teoría que quizá haga una diferencia positiva para la humanidad"

La existencia de los libros y el trabajo intelectual que involucran es fundamental para que el conocimiento se propague, para que mejoremos como personas y hagamos de nuestras vidas algo con sentido verdadero. Debemos proteger los libros y sus autores. Con ello nos protegemos todos como sociedad y como cultura que necesitan perpetuarse y mejorar constantemente. Con esta idea en mente, hemos estado desarrollando el proyecto de un edificio biblioteca para el colegio. La construcción está prevista para el próximo año -en el marco de la conmemoración de los 50 años del Tabancura- y ya son muchos los papás y ex alumnos que se han sumado a este proyecto, con su ayuda económica y con sus ideas, para que sea una gran biblioteca escolar.

Con las actividades del día del libro damos, además, por inaugurado el año cultural en el colegio Tabancura que terminará con una semana completa en noviembre dedicada a las expresiones culturales. En esa ocasión podremos ver los frutos que han dejado en el colegio la lectura, la escritura, la ciencia, el teatro y la música.